Optimizar imágenes para SEO: 5 consejos para ser visible

Optimizar imágenes para SEO: 5 consejos para ser visible

Optimizar imágenes para SEO es un punto obligado en el camino de posicionar una página web. Sobre este tema  ya se han escrito centenares de artículos. Pero a diario, las empresas que trabajamos el posicionamiento orgánico, nos encontramos con que la realidad es que no se presta la atención merecida a la indexación de imágenes y en consecuencia, el posicionamiento de una página nunca es tan bueno como podría.

Todos sabemos que el texto es clave cuando queremos lograr crecimiento orgánico en los motores de búsqueda, de hecho, es una de las claves fundamentales del crecimiento SEO. Hay muchas formas de hacer tu texto agradable a la vista, y gracias a eso lograr más visitas: cortes en los párrafos, listas o narraciones creativas, etc., pero una de las mejores formas de hacerlo es utilizando imágenes que acompañen tus artículos y lo hagan más agradable.

El uso de imágenes es indispensable también cuando estás creando o promocionando tu tienda online. Como reza el dicho “lo que no se muestra, no se vende”. Bien sea en un blog o en una tienda online, las imágenes no solo están ahí para acompañar nuestra publicación, sino que pueden y deben ser optimizadas para contribuir en el posicionamiento de la web en los motores de búsqueda.

En este artículo te daremos 5 consejos que consideramos claves a la hora de posicionar tus imágenes en la web:

  1. Utiliza nombres claros y descriptivos para los archivos:

Trata de poner nombres de archivo fáciles a las imágenes para que Google pueda leerlos y sacar información. Imagina que Google o cualquier otro motor de búsquedas se encuentra con una imagen titulada “Imagen01.jpeg”. En este caso el motor de búsqueda no será capaz de comprender a que hace referencia la imagen. En cambio, al nombrar el archivo de imagen con un título más largo y completo relacionado con lo que muestra la imagen, como por ejemplo “Optimizar-Imagen-SEO.jpeg”, le proporcionas más pistas a Google para que pueda comprender el contenido de la imagen y del sitio en el que se encuentra.

Ten cuidado de no cometer malas prácticas, escribiendo nombres de archivo excesivamente largos o saturados de palabras clave.

  1. Utiliza palabras claves en el title y el atributo alt.

Cuando ves una imagen de un bebé que llora, reconoces al instante lo que está pasando en la imagen. El problema es que este reconocimiento instantáneo no es posible por ahora para los motores de búsqueda. En su lugar, debes ayudarlos a entender cada una de sus imágenes con texto alternativo.

El “title”, es el título de la imagen, valga la redundancia. Debe ser descriptivo y contener la keyword principal a la que haga referencia la imagen como mínimo. Seguramente, este título coincida con el nombre del archivo que hemos optimizado ya, pero esta vez, lo escribiremos utilizando una escritura normal tipo ” Optimizar imagen SEO”.

El “atributo alt” se refiere simplemente a un texto alternativo que permite que el navegador entienda mejor de qué trata la imagen. Añade información al nombre del archivo y al “title”. Adicionalmente es útil para las imágenes cuando un navegador web no las puede procesar adecuadamente. ¿Cuántas veces has abierto un correo electrónico en el escritorio o en tu dispositivo móvil y la imagen no se cargaba correctamente? ¿Cuántas veces has hecho clic únicamente porque has leído de qué trataba la imagen? Como profesionales del marketing, queremos tomar ventaja de escribir un texto alternativo rico en palabras clave descriptivas para aumentar los índices de click-through-rate incluso si nuestras imágenes no pueden visualizarse correctamente por parte de nuestros usuarios.

Además, si decides utilizar una imagen como un enlace, asegúrate de incluir un texto alternativo que sea relevante para el destino del vínculo y de esta forma mejorar la experiencia del usuario.

Aquí hay algunas reglas simples para las etiquetas alt:

Describir las imágenes tal y como lo haces para los nombres de archivo de imagen.

  • Si vendes productos que tienen número de modelo o números de serie, utilízalos en su etiqueta alt.
  • No abuses de las palabras clave en tus etiquetas alt utilizándolas sin criterio.
  • No utilices etiquetas alt para imágenes decorativas. Los motores de búsqueda pueden penalizar por sobre-optimización. Optimizar imágenes para SEO infografía
  1. Cuidado con el tamaño de la imagen:

Como sabemos Google da mucha importancia a la velocidad del sitio. Esa es la razón por la cual la compresión de la imagen es muy importante en cualquier página. No importa la cantidad de fotos que tenga tu blog, página web corporativa o tienda online, que siempre debes comprimirlas y optimizarlas para web.

Optimizar  imágenes para SEO es casi obligatorio y para asegurarte de que no entorpecen en el tiempo de carga de una web, es importante hacer que el tamaño del archivo de imagen sea lo más pequeño posible (sin llegar a sacrificar la calidad, por supuesto).

Con herramientas gratuitas como “Compressor.io”, “Imageoptim” u otros optimizadores de imagen a tu disposición, no hay excusa. No permitas que tu navegador cambie el tamaño de una imagen grande para verse más pequeña. Hazlo tú mismo y asegúrate de que la imagen pesa entorno a los 60-90 KB (60.000-90.000 bytes). Este dato no es exacto, es únicamente una aproximación. Habrá imágenes que requieran más kilobytes que otras por la información que contengan.

En cuanto al tamaño, seguramente debas utilizar imágenes de proporciones muy distintas, pero lo más habitual para una imagen en un artículo de un blog, por ejemplo, sería de unos 640 pixeles de ancho. Recuerda también que en internet se trabaja con una resolución de pantalla de 72 dpi (puntos por pulgada).

Para resolverlo, siempre utiliza un programa de edición de imágenes para lograr el tamaño deseado. Si eres usuario de Adobe Photoshop no dudes en utilizar todo su potencial a la hora de preparar las imágenes para web.

  1. Utiliza formatos comúnmente aceptados:

Es ampliamente recomendable usar JPEG como una primera opción, y PNG solo como segunda opción si necesitas una imagen con transparencia, por ejemplo.

  1. Suministra un archivo para imágenes en el mapa de tu sitio:

Considera la agrupación de tus imágenes en un único directorio en lugar de tener archivos de imagen repartidos en numerosos directorios y subdirectorios a través de tu dominio. Un archivo de imagen simplificaría la ruta de acceso a las imágenes de los motores de búsqueda. Además, esto ayuda a los webmasters a tener su espacio de trabajo organizado.

Ahora que hemos cubierto los conceptos básicos de cómo se pueden optimizar archivos de imágenes para SEO, es importante recordar que la experiencia del usuario siempre debe ser lo primero. Unos buenos contenidos visuales son excelente manera de construir tráfico al sitio, sin embargo, los usuarios deben primero ser capaces de encontrarte en los buscadores.

Siguiendo estas prácticas, aumentarás la probabilidad de que tus imágenes aparezcan en los resultados de búsqueda relevantes. ¡Ahora ya sabes como optimizar imágenes para SEO!

 

 

admin_mg
No Comments

Post a Comment

Comment
Name
Email
Website